Formulario de búsqueda

Sección 3. Identificar estrategias y tácticas para la reducción de riesgos

  • ¿Qué es reducción de riesgo?

  • ¿Qué son los factores protectores?

  • ¿Cuál es la diferencia entre estrategias y tácticas?

  • ¿Quiénes deben estar involucrados en la selección de las estrategias para la reducción de riesgo?

  • Como seleccionar estrategias para reducir riesgos   

  • ¿Qué es reducción de riesgo?  ¿Qué son los factores protectores?

Conoces que tu grupo desea trabajar en la prevención de un problema de salud particular de la comunidad. La mayoría de las organizaciones de salud comunitarias han encontrado que los programas mas efectivos de prevención funcionan reduciendo riegos y fortaleciendo los factores protectores. Pero ¿Qué es reducir riesgos? ¿Qué son factores protectores?

Reducción de riesgos significa descubrir lo que en tu comunidad lleva al problema que estas tratando de prevenir y después trabajar para reducir estos factores. Por ejemplo, si estás trabajando para prevenir el cáncer de pulmón, uno de los riesgos más evidentes para reducir es el de fumar.

Factores protectores son aquellas cosas que logran que aquello que estás tratando de prevenir se produzca. Por ejemplo, si trabajas con una coalición para reducir las enfermedades del corazón, un factor protector para la población objetivo sería comer sano, comidas con bajo contenido en colesterol.

Los factores protectores generalmente ayudan a reducir los riesgos o a contrarrestarlos. Para demostrar esto veamos como los factores de riesgos y protectores funcionan mediante un ejemplo de los investigadores Hawkins y Catalana, quienes son expertos en el tema de reducción de riesgos. Este ejemplo está más detallado en la sección anterior, Comprendiendo los factores de riesgos y protectores: Una herramienta para  seleccionar los ingredientes para la Salud Comunitaria y el Desarrollo de iniciativas.

Ejemplo: factores de riesgo y protectores para el abuso de sustancias entre los jóvenes

Factores de riesgo:

  • Privación económica
  • Comunidad desorganizada
  • Transiciones y movilidad
  • Disponibilidad de sustancias
  • Patrones comunitarios que dicen que está ¨bien¨ usar drogas y alcohol
  • Historia familiar de abuso de droga
  • Problema en la gestión familiar
  • Fallo académico
  • Comportamiento antisocial
  • Amigos usan drogas

Factores Protectores:

  • Lazos afectivos
  • Capacitación en habilidades
  • Creencias saludables y normas claras
  • Empleo estable y bien pagado
  • Disponibilidad de actividades libres de drogas en la cuales los jóvenes puedan participar.
  • Modelos positivos

Viendo el listado  anterior, debes ser capaz de escoger varias cosas en la lista de factores de riesgo y de la lista de factores protectores que son el lado opuesto de la moneda. Por ejemplo, creencias saludables y normas claras pueden reducir el riesgo de los patrones comunitarios que dicen que está ¨bien¨ usar drogas y alcohol. Otros como los lazos afectivos, pueden ahora contrarrestar las mudanzas transitorias de las personas de la comunidad.

Como ya habrás adivinado, una vez  has notado cuales son los factores de  riesgos y protectores para el asunto con el cual estas tratado, el siguiente paso es trabajar en las formas para reducir los riesgos e incrementar los factores protectores. No es simplemente decir, ¨Bien, necesitamos reducir las relaciones sexuales no protegidas entre los 18 a 24 años de edad. Necesitarás trabajar en las estrategias para reducir el factor de riesgo, y proponer tácticas específicas para lograr estas estrategias

¿Cuál es la diferencia entre estrategias y tácticas?

Estrategias y tácticas son a menudo usadas con el mismo significado por lo tanto muchas personas no le dan mucha importancia a la diferencia entre la dos. Sin embargo, cuando tu o tu grupo estén trabajando en algún plan que involucre estrategias y tácticas es de ayuda entender la diferencia.

Una estrategia es uno de los pasos más amplios para lograr una meta específica. Las tácticas son los actos individuales realizados que componen una estrategia global. Para hacer tal distinción mas simple, veamos un ejemplo que no este relacionado con la reducción de riesgo, pero será divertido. Esta es la historia de unos amantes de doble estrella, Steve y Pam, y las estrategias y tácticas de Steve para ganar el corazón de Pam.

Ejemplo: Steve y Pam

Steve, elegante joven de estudiante de doctorado quiere desesperadamente ganar el amor de la bella  pero distante Pam. Su estrategia es cortejarla con gestos extravagantes, y después declararle su amor en una generosa manera romántica.

Estrategias de  Steve:

  • Cortejarla con gestos extravagantes

Tácticas para logarlo:

  • Hacerle una mezcla de sus canciones favoritas en una cinta.
  • Enviarle una docena de pájaros del paraíso (sus flores favoritas—no una docena de pájaros graznadores).
  • El saca un anuncio clasificado en el periódico local que cita a Shakespeare y anuncia la unión de sus mentes.
  • Le declaro su amor en una manera generosamente romántica aunque en un modo ridículamente encantador.

Tácticas para logarlo:

  • Steve, usando un traje y acompañado de un violinista, sorprendió a Pam en su trabajo.
  • Le llevó una serenata con una versión  enardecedora de Led Zeppelin "Whole Lotta Love"
  • Después él se presentó con un pendiente antiguo que lucía como un par de manos agarradas y un plato de baklava, y luego le dijo a ella, "El mejor plato de la baklava de mi madre no es tan dulce como lo eres tú"

Nos hemos dado cuenta que es un ejemplo muy gracioso, pero una vez que pares de mover tus ojos podrás ser capaz de ver que esta demuestra la diferencia entre estrategia y táctica: 1) una estrategia es un plan amplio que se hace para alcanzar una meta, y 2) una táctica es un paso específico que tomas para completar una estrategia.

¿Quiénes deben estar involucrados en la selección de las estrategias para la reducción de riesgo?

Decidir sobre las estrategias de reducción de riesgos es algo que no debes realizar completamente tu solo. Mientras tu organización puede venir con alguna idea propia grandiosa, es importante involucrar a los miembros de la comunidad dentro del proceso incluyendo a las personas quienes están experimentando el problema. Una aproximación amplia trabaja mejor en la mayoría de los casos.

Incluir miembros de la comunidad en este proceso es aconsejable ya que:

  • Puede ayudar a cambiar los patrones de conducta y los valores los cuales están a menudo atados a los factores de riesgos y protectores. Por ejemplo, si tratas de hacer actividades  preventivas para el HIV/AIDS en una comunidad donde las relaciones sexuales casuales no protegidas es ampliamente aceptada, involucrar miembros claves de la comunidad puede iniciar el reesfuerzo de la idea de que tales comportamientos no son buenos. Esto nos lleva a la próxima razón:
  • Crea una base amplia para apoyar los cambios de comportamientos. El mayor número de personas que involucres de un grupo variado, agencias, programas, y proyectos dentro de una comunidad grande y mejor.
  • Te brinda un mejor sentido de cuales son los recursos disponibles en la comunidad. Hey, tú no siempre puedes saber los recursos del área, especialmente en los entornos urbanos. Teniendo una buena muestra representativa de la comunidad, especialmente de aquellos quienes están involucrados en el gobierno, agencias de servicios sociales y negocios locales pueden ayudarte a sintonizar en que es lo que hay disponible para que lo utilices.
  • Puede ayudar a impulsar el apoyo del público para tu iniciativa. Tener una muestra representativa involucrada en la coalición significa que ellos podrán desarrollar sentido de posesión de sus esfuerzos. Su apoyo traerá sus circunscripciones con ellos.
  • Es más probable que conduzca a cambios a largo plazo. Tus estrategias y tácticas están siendo integradas dentro de tu comunidad, para fortalecer la conservación, sustentación e institucionalización.

¿Quienes son las buenas personas y los grupos para pensar en incluirlos?

  • Las fuerzas militares locales
  • Líderes religiosos
  • Funcionarios gubernamentales locales
  • Administradores escolares, maestros, sociedad de padres, miembros de la junta escolar (Involucrar a  las personas de las escuelas es especialmente aconsejable cuando la población objetivo incluye a los jóvenes)
  • Agencias de servicios sociales y de salud
  • Representativo de los medios de comunicación locales
  • Jóvenes y padres
  • Empresarios locales
  • Las personas comunes de una muestra representativa de la comunidad.

También puedes incluir miembros del blanco de la población a la cual sirves en el proceso. ¿Por qué debes incluir la población objetivo?

Incluir los miembros de la población objetivo es importante ya que:

  • Darle a la población objetivo voz ayuda a establecer la credibilidad. En algunas comunidades hay mucha desconfianza y sospecha en relación a las organizaciones de salud o cualquier institución. Por ejemplo, El escepticismo de los Afroamericanos su sobre la salud pública es entendible por las pasadas violaciones de su confianza como los estudios Tuskegee  sobre la sífilis en el cual el tratamiento adecuado no le era ofrecido a un grupo de Afroamericanos de bajo ingresos que tenían la enfermedad. Encontrar el modo de decir Valoramos su opinión¨, para estas comunidades es esencial.
  • Las comunidades son a menudo más fuerte y con más recursos cuando les damos a ellos el crédito. Muchas personas fueron sorprendidas, por ejemplo, con el trabajo innovador y fuerte demostrado por la comunidad  homosexual en la movilización para la lucha en la crisis del SIDA. ¡No subestime tu población objetivo!   Aún si ellos antes no han conseguido mucho en los esfuerzos preventivos, podrás asombrarte con cuanto ellos logran con un poco de estimulo.
  • Le brinda al grupo un mejor entendimiento de lo que necesita tu comunidad. Si cuando planificas involucras a las personas del grupo al que está dirigido, siempre ten a alguien disponible para ayudarte a determinar que funciona o no en la comunidad dada. ¡Es una retroalimentación instantánea!
  • Puede también aumentar el conocimiento de la comunidad de quien tú eres y que haces. ¡Esto es siempre bueno para cualquier coalición! Supervisar tu iniciativa es vital para su sustentación a largo plazo.

Como seleccionar estrategias para reducir riesgos   

Ahora que has identificado los factores de riesgo y protectores para tu coalición, has reunido personas y estás listo para empezar a elaborar las estrategias  y las tácticas. ¿Dónde empezar?

¡Toma ventaja de la información existente!

Ante todo, no tienes que reinventar la rueda. Hay mucha información existente en lo externo sobre coaliciones en salud comunitaria que te puede servir de ventaja. Para conocer la historia de tu comunidad. ¿Esta iniciativa o algo similar ha sido intentada anteriormente?  Aún un intento fallido tiene información valiosa que ofrecer. Toma ventaja de el conocimiento existente en la reducción de riesgos antes de enloquecer elaborando estrategias y tácticas. He aquí algunas de las formas en que puedes hacerlo:

Investiga para descubrir lo que han hecho otros grupos con misiones similares a la tuya. Un viaje a la biblioteca o de búsqueda en la web puede arrojar una gran cantidad de  resultados. No tengas temor de preguntar a otros sobre lo que les ha funcionado en su s grupos. Por ejemplo, un programa de meriendas saludables gratis realizado como parte de la iniciativa para la prevención del hambre infantil en otra ciudad puede ser solo el truco para tu propio programa de prevención del hambre infantil. Intercambiar información con las personas que estén haciendo un trabajo similar al tuyo es generalmente beneficioso para ambos. Lo que nos dirige a:

¡Redes, Redes, Redes! Conoce a las personas que trabajan con grupos como el tuyo. Este estado de taller amplio para las agencias de servicios sociales poder sonar como aburrido, y puedes ser un materia que conoces de atrás hacia delante pero no la deseches hasta que consideres si puede  haber allí una persona interesante para hablar. Establezca una conversación con tus colegas para que puedan intercambiar información, historias, y sugerencias. Toma ventaja de cualquier oportunidad para conectarte con otros—estas relaciones te pueden ser útiles para mucho mas que desarrollar estrategias para la reducción de riesgos. He aquí manera como puedes conocer personas que realizan trabajos similares al tuyo: 

  • Asiste a conferencias y talleres
  • Involúcrate con coaliciones regionales y nacionales
  • Suscríbase a una lista de correo electrónico—hay muchas listas de personas que realizan una variedad de trabajos, te sorprenderás de encontrar una lista de educadores públicos sobre nutrición o proveedores de servicios para el SIDA, y puedes encontrar una lista hecha de personas para tu región o área específica.
  • Una palabra de advertencia, sin embargo—se cuidadoso de no asumir que aquello que ha funcionado en otra comunidad necesariamente funcionará en la tuya. Cuando examines una posible estrategia que fue usada por otra comunidad, piensa sobre como esta funcionaría en la tu comunidad. Un programa de  que intercambio de aguja puede ser que funcione maravillosamente en la ciudad de Nueva York  puede ser que encuentre una gran resistencia en un pueblo pequeño en Tennesse por ejemplo.

Finalmente, realiza tus propias investigaciones  para ver cuales estrategias originales puedes desarrollar por ti mismo. Un poco de ingenio va por un largo camino. Mientras muchas estrategias fantásticas pueden ser tomadas prestadas de otras fuentes, no temas alterar todo lo que sea posible y sientete libre de crear nuevas estrategias. Conoces tu comunidad y probablemente tienes una buena idea de lo que allí funciona o no.

Características de las estrategias eficaces para reducir riesgos

He aquí algunas cosas que usualmente se presentan en una estrategia eficaz para reducir riesgos:

  • En primer lugar y ante todo, una estrategia eficaz para reducir riesgo funciona aumentando los factores protectores. ¿Hemos dicho esto lo suficiente? Enfocándonos en los factores protectores nos ayuda a protegernos contra la moralización o satanización lo cual puede alinear a aquellos que experimentan el problema de los comportamientos riesgosos
  • Los objetivos, métodos para ser usados para la recolección de datos, evaluaciones, y retroalimentación y los roles específicos y deberes de todo el personal, voluntarios, y cualquier otro personal debe sede estar claramente definido. Es evidente que si planificamos estas cosas con tiempo evitaremos mucha confusión futura durante el proceso.
  • La estrategia de enfoque en la reducción de riesgo puede ser apropiada para tu población objetivo. Hay muchos factores a tomar en consideración dependiendo de cual grupo estas trabajando. Por un lado, debes preguntarte si la estrategia es apropiada para la edad y los niveles de madurez  de las personas a las que se dirige. Por ejemplo, si estas trabajando con jóvenes, ¿Es esto apropiado para la juventud? Hay otros factores a considerar también. ¿ Es culturalmente sensible? ¿La estrategia de enfoque toma en consideración si tu grupo es de alto riesgo? Un buen ejemplo de una estrategia que es apropiada a la población objetivo es usar la educación entre pares cuando trabaje con los jóvenes, ya que muchos muchachos que se involucran en conductas riesgosas es muy probable que rechacen cualquier cosa que digan  los adultos como tonto y estúpido
  • Las estrategias más eficaces emplean las intervenciones tempranas. Por ejemplo, llegar a las mujeres antes de que se embaracen o en etapas tempranas del embarazo para abordar su nutrición y la de su bebé y ayudarlas a establecer hábitos saludables de alimentación es mucho mejor que iniciarlos cuando los niños tienen edad adecuada para asistir a las escuelas. Otro ejemplo es lograr que los adolescentes entiendan lo que significa tener que cuidar un bebé—como en el cartel de planificación familiar con la leyenda que dice ‘Es como estar castigado por 18 años’  
  • La estrategia hace el uso mejor posible de los recursos disponibles (materiales, horas del personal, y más). Si es algo que tu grupo o coalición tendrá dificultades de ofrecer en términos de dinero, materiales, o en tiempo, entonces probablemente es mejor tratar de desarrollar cualquier otra cosa.

Ejemplo: Haciendo Buen Uso de los Recursos Disponibles

Un programa de alfabetización de adultos y de educación básica en Nueva Inglaterra llenó la necesidad que tenían de un componente de educación para la salud cuando lograron la subvención del dinero de los impuestos al tabaco, del Departamento de Salud Pública para hacer un programa de reducción del tabaquismo. Ellos contrataron a un coordinador, compraron materiales, e iniciaron tratando de alcanzar a cada estudiante en sus programas con información, actividades y alternativas al tabaquismo. Últimamente, el coordinador terminó capacitando un grupo de estudiantes como un equipo de salud. El equipo de salud realizó dos conferencias diferentes dirigidas por estudiantes sobre tabaquismo y salud. Ellos también capacitaron a otras personas en la comunidad que no eran en absoluto parte del programa.

A la larga, entre $35,000 y $55,000 al año (la subvención aumento con el tiempo), alcanzaron anualmente mas de 200 personas, ayudaron muchos a dejar de fumar, y a cambiar por completo de actitud hacia el tabaquismo entre los estudiantes, quienes en cambio tuvieron un gran impacto en la comunidad donde vivían. Además todo el programa de salud fue incluido en su programa de estudios, se expandió más allá del tabaquismo a áreas tales como prevención de la violencia, prevención y detección del cáncer del seno y provee programas de estudios para la alfabetización de adultos en lectura, escritura, matemáticas, investigación, ciencias, etc.

Gracias a Phil Rabinowitz por el ejemplo.

En caso de hacer frente a más de un factor de riesgo es probablemente mejor usar más de una estrategia. Es raro el caso para cualquier estrategia enfrente adecuadamente varios riesgos diferentes. Por ejemplo, un problema como la violencia doméstica tiene muchos factores tales como la historia personal del abusador, alcoholismo, aislamiento, desempleo o el subempleo, falta de habilidad para el progreso económico. Claramente una sola estrategia no puede enfrentar todos estos factores-entonces toma múltiples estrategias para tener un verdadero impacto en lo que a violencia doméstica se refiere.

Preguntas que debe de hacer cuando evalúe las estrategias de prevención que este pensando realizar:

  • ¿Esta estrategia enfrenta algunos factores de riesgos conocidos?
  • ¿Cómo podrá la estrategia reducir riesgo y/o aumentar los factores protectores?
  • ¿La estrategia alcaza a la población objetivo?
  • ¿Está hecha la estrategia de un modo que pueda ser evaluada su efectividad?

Algunos modelos comunes de estrategias de reducción de riesgos

Las estrategias de reducción de riesgo están usualmente dividida dentro de dos tipos: aquellas destinadas a cambiar el comportamiento del individuo y aquellas relacionadas al desarrollo y a la organización de la comunidad.

En las estrategias relacionadas  con el cambio de comportamiento del individuo

 Incluyen:

  • Incentivar o desincentivar—encontrar formas para penalizar o desalentar comportamientos peligrosos y premiar o alentar los comportamientos protectores (por ejemplo, altos impuesto al cigarrillo para desincentivar, bajas tasas de seguros como un incentivo a los fumadores)
  • Aumentar (o reducir) el tiempo y el esfuerzo para orientar los comportamientos.
  • Proveer apoyo (algunas tácticas que pueden ser usadas para hacerlo es la educación entre pares y consejería para la reducción de riesgo)
  • Organizar un programa de tutores en el cual las personas mayores o con más experiencia trabajan para ayudar a otros en los cambios de comportamiento.
  • Mejorar los recursos—trabajar para recaudar fondos, mejorar los materiales, conectar mejor con otros programas y servicios, o aumentar el conocimiento del público de los recursos que hay  disponibles para ellos
  • Cambiar tus programas para quitar barreras o hacerlos más accesibles para las personas que los usan (por ejemplo, los programas del desayuno escolar, hacer mas centros de distribución del WIC, educación sobre nutrición para los padres al momento de recoger sus hijos en las escuelas, etc. para trabajar contra el hambre infantil)
  • Cambiar las políticas (crear, modificar o cancelar)
  • Proveer información ( algunas tácticas que pueden ser usadas para hacerlo son campañas informativas, salida a la comunidad, educación entre pares y consejería para la reducción de riesgos)
  • Modelar (una táctica que puede ser usada para hacerlo es la educación de pares)
  • Capacitar en alguna habilidad ( algunas tácticas que pueden ser usadas son la  educación entre pares y consejería para la reducción de riesgos)
  • Proveer retroalimentación en el progreso ( algunas tácticas que pueden ser usadas son la  educación entre pares y consejería para la reducción de riesgos)

Las estrategias relacionadas al desarrollo y a la organización comunitaria

Incluyen:

  • Conocimiento público campañas mediáticas (algunas tácticas que pueden ser usadas son las campañas de información, salidas a las calles, salidas a la comunidad, educación entre pares, acción directa)
  • Evaluación y vigilancia por la comunidad
  • Crear coaliciones con otros grupos comunitarios
  • Cambiando los niveles de acceso a los productos y servicios (por ejemplo, hacer que los cigarrillos estén menos disponibles de comprar a los menores)
  • Desarrollar recursos para mejorar a las familias y el apoyo de los pares
  • Ejecución de las políticas y  leyes existentes
  • Promoción y protestas no violentas (algunas tácticas que pueden ser usadas para  hacer son las campañas informativas y acciones directas)
  • Cambiando las leyes y las políticas (algunas tácticas que pueden ser usadas para  hacer están las campañas de información, salidas a las calles, salidas a la comunidad, educación entre pares, acción directa)

Algunas tácticas comunes usadas en la reducción de riesgo

Hay muchas pero muchas tácticas que pueden ser usadas para reducir riesgos. Aquí hay algunas de las más comunes—pero recuerda, ¡Las tácticas que uses tendrán a tu imaginación por límite!

 Campañas Informativas. Esta es probablemente la más común de las tácticas para la reducción de riesgo. Educar al público sobre como disminuir sus riesgos para ciertos problemas de salud es una práctica común y bien extendida. Algunos métodos para obtener información pueden incluir anuncios, carteles, folletos, anuncios de interés público  en radio, televisión, oradores y líneas telefónicas de información.

Salida a las calles. Esta involucra enviar especialista en extensión dentro de un área dada para hacer encuentros cara a cara con la población objetivo. Algunas actividades en las  salidas a la calle incluyen solicitud de votos, crear cuadros informativos la distribución de información o materiales. El contacto regular que provee la salida a la calle entre tu coalición y la población objetivo tiende a tener un gran impacto en los comportamientos de riesgo.

Salida a la comunidad. Esta difiere de la salida a la calle porque esta se hace en grupo-talleres, presentaciones, lecturas y reuniones de este tipo. El impacto en el comportamiento está usualmente limitado por ser estos una experiencia de un solo encuentro, pero aún así son buenas formas de obtener información externa. Si usas la salida a la comunidad debes tu probablemente respaldarla también con el uso de otras tácticas.

Educación entre pares. En la educación entre pares, personas que pertenecen a la población objetivo van a la comunidad para actuar como modelos positivos de comportamiento y para distribuir información. La educación entre pares puedes ser muy efectiva ya que la población objetivo ve a personas que son iguales a ellos que no tan solo van a hablarles sobre comportamientos menos riesgosos pero que también son modelos de estas conductas en sus propias vidas. Los pares pueden hacer consejería uno a uno, mesas de oradores, u otra actividad.

Consejería para la reducción de riesgos. La consejería para la reducción de riesgos es un trabajo intenso e interactivo que generalmente se hace con personas que están de forma particular en alto riesgos. Alguien del personal de la coalición se reúne con el cliente o los clientes para hablar claramente sobre los comportamientos de riesgo y trabajar con ellos para construir habilidades para cambiar estos comportamientos. A menudo es uno a uno, pero puede ser a través de reuniones con grupos pequeños también.

Acción directa. Acción directa es un término usado para describir una serie de acciones políticas o ‘medios de comunicación’ tomados para confrontar directamente o resaltar los temas o a las autoridades a las que quieres alcanzar. Si deseas hacer una  gran declaración pública la acción directa puede ser una táctica a considerar. Algunos ejemplos de acción directa son demostraciones, acciones simbólicas, teatro callejero, acciones violatorias, ocupaciones manifestaciones pacíficas y bloqueos. Claramente las acciones directas son a menudo perturbadoras y confrontadoras que otros métodos y dependen en lo que tú haces, las personas pueden terminar siendo arrestadas. Busca otros modos de campañas para el cambio antes de que tu tomes acción directa ya que la naturaleza de confrontación puede alinear y polarizar al público especialmente si no has tratado otros modos de hacer llegar el mensaje. Si usas la táctica de acción directa es muy importante que planifiques minuciosamente y trates de anticipar como contrarrestar  cualquier reacción negativa del público.

En resumen

Las estrategias y  las tácticas discutidas en esta sección no son en absoluto las únicas que pueden ser usadas para reducir riesgos en tu comunidad. Esta sección esta diseñada simplemente para darte el conocimiento de como puede tu diseñar las estrategias y las tácticas para enfrentar los riesgos con los que estás batallando. Como dijimos, pon atención en lo que ha funcionado en otras comunidades, particularmente aquellas que son parecidas a la tuya, y no tengas temor de desarrollar también  ideas originales. Podrás encontrar algunas combinaciones de ideas propias e ideas adaptadas de otras fuentes que funcionen mejor en tu comunidad.

Contributor 
Chris Hampton

recursos impresos

Fawcett, S. B., Paine-Andrews, A., Francisco, V., Richter, K. P., Lewis, R. K., Williams, E. L., Harris, K. J., Winter-Green, K., in collaboration with Bradley, B. and Copple, J. (1992). Preventing Adolescent Substance Abuse: An Action Planning Guide for Community-Based Initiatives. Lawrence, KS: University of Kansas.

Fawcett, S. B., Francisco, V., Paine-Andrews, A., Fisher, J. L., Lewis, R. K., Williams, E. L., Richter, K. P., Harris, K. J., Berkley, J. Y., with assistance from Oxley, L., Graham, A., and Amawi, L. (1994). Preventing Youth Violence: An Action Planning Guide for Community-Based Initiatives. Lawrence, KS: University of Kansas.

Fawcett, S. B., Harris, K. J., Paine-Andrews, A., Richter, K. P., Lewis, R. K., Francisco, V., Arbaje, A., Davis, A., Cheng, H. in collaboration with Johnston, J. (1995). Reducing Risk for Chronic Disease: An Action Planning Guide for Community-Based Initiatives. Lawrence, KS: University of Kansas.

Hawkins, J. D., Miller, J. Y. and Catalano, R. F., Jr. (1992). Communities That Care. San Francisco, CA: Jossey Bass.

Recursos en línea

Guidelines for Health Education and Risk Reduction Activities. Centers for Disease Control (1995). Core Elements of Health Education and Risk Reduction Activities. Guidelines for Health Education and Risk Reduction Activities.

Centers for Disease Control (1995). Health Education and Risk Reduction Activities. Guidelines for Health Education and Risk Reduction Activities